Esta semana tendremos 2 trinos durante la semana, que como bien es cierto, estos aspectos son armónicos, hermosos y muchas veces imperceptibles pues es casi casi lo que esperábamos que pasara o el resultado de lo que hemos trabajado.

Te explico, en astrología, los aspectos del gráfico que se dibujan en la carta natal son las líneas que conectan a los planetas y a los signos. Estos se miden en grados de longitud en la que están alrededor de la elíptica.  Para entenderlos con más claridad en la carta astral hacemos la división de los 360° entre los 3.

El Trino o Trígono se mide a una distancia de 120° entre un planeta y otro o un signo y otro.  Cuando hablamos de que hay un Trino es en realidad esta distancia entre planetas y por lo general, están en el mismo elemento.  Cuando están a esta distancia, se dice que los planetas trabajan bien juntos y vibran en la misma sintonía jalando para un mismo lado los tres. Los Trígonos o Trinos nos hablan de dones, creatividad, merecimiento, reconocimiento, talentos naturales, apoyos y demás pues nos invitan a la armonía.

Los trinos o trígonos por elemento se dividen así:

Fuego:  Aries, Leo y Sagitario (nos invitan a tomar acción)

Tierra: Tauro, Virgo y Capricornio (nos invitan a la manifestación o estructuras)

Aire: Géminis, Libra y Acuario (nos invitan a planear, a armonizar o innovar)

Agua: Cáncer, Escorpión y Piscis (nos invitan a sentir y a trabajar con la emoción)

 

El triángulo en si, como figura geométrica está ligado a la divinidad.  En la religión católica representa a la Divina Providencia, es decir, al Padre, al hijo y al Espíritu Santo, en otras creencias representa el amor y la voluntad. En la religión Judía es el símbolo de la omnipresencia pues simboliza la figura de un ojo dentro que se le llama “el ojo Divino”. Hay otras religiones que hablan del trígono como el espíritu, el alma y el cuerpo. Es la representación de la perfección, la armonía y la sabiduría además de representar los 3 Reinos físicos que son el reino animal, el reino vegetal y el reino mineral.

La estrella de David está formada por 2 triángulos, uno con la punta hacia arriba y la otra con la punta hacia abajo formando visualmente un hexágono y representa la sabiduría humana y la expansión de la consciencia.

En fin, aprovechemos el impulso que nos trae esta energía para vibrar en sintonía con el Universo, por algo las cosas llegan en el momento perfecto.

Que tengan una semana llena de bendiciones

Marvi para Cuarto para la luna